Relatos para todos

El rincón de los grandes pequeños escritores

 
Visitante nº 242343
Categorías

 

 

Escritores más prolíficos

 

 

graine cannabis
ERP bodega

 

 

Disfruta de un plácido entretenimiento con los relatos publicados en este sitio.

 

 

Bienvenido

En este sitio se encuentran los escritos más fabulosos de toda la red, esperando que profundices en su lectura. Estamos seguros de que una vez comiences no podrás parar de leer.

 

El registro en este sitio te ofrece, entre otras ventajas, la posibilidad de particiación en nuestros certámenes de convocatoria regular.

 

Se considera de lectura y aceptación obligada el área de términos y condiciones generales del servicio, en el que se exponen los compromisos y obligaciones, tanto del sitio, como de los usuarios registrados en él.

 

Escrito del momento

Enviado por: mazur10-09-2010
Sección: Fantasia / Romantica

 

HORAS MUERTAS

 

 




(Día 1)



Yo no sé, en verdad... Esa música insoportable de los vecinos. Ahora preparan un asado; aún con los auriculares puestos a todo volumen no puedo evitar el bullicio de la "Cumbia Villera"... Ya no me queda dinero, el vecino me debe cinco pesos... Mozart, que maravilla. El dramatismo del Réquiem, la cumbia desapareció y yo siento deseos de abandonarme al llanto...Y otra vez la cumbia cuando la primera voz femenina canta levemente... Todo esto es un asco. Sin más... Aquí dentro y allí afuera. Cuando despierto, mateo hasta que agarro el alcohol. Y después me viene el hambre y como algo, si puedo. Escucho la radio hasta que la ebriedad me derrumba.

Tal es mi estado de abandono. Hoy pienso en la belleza de Paloma, es tan hermosa y además es insolente y malvada... Y ya no la volveré a ver. No hay hombre que no la desee. Y ella tiene su novio. Pero no es lo peor, no... A pesar que quiere golpearme todo sucedió al revés. Yo le atraigo también... Su madre dice que nos enamoramos demasiado rápido. He vivido momentos inolvidables y muy divertidos. ¿Pero que más puedo esperar? Si estoy convertido en un pordiosero borracho. Las últimas amenazas me dejaron listo, liquidado, aislado completamente. Aturdido, sin remedio... No logro comprender cómo es posible que las personas que más quería estén involucradas. Ayer, por un momento, sentí dicha al saber que una de ellas puede llegar a ser procesada. El talón de Aquiles; pensé. Todos los demás implicados quedarán expuestos. Cuándo estaba suficientemente borracho las llamé... En un principio, a una de ellas; le dejé un mensaje para que hablara conmigo e intentar así terminar con esto. Pero no... Finalmente a su hermana le dejé en el contestador un mensaje terminante. Me presento en la semana a declarar en la fiscalía, y se terminó... ¡No comprendo por qué se plegaron en algo así! Otra vez la cumbia, y en cualquier momento el olorcito del asado, para rematar. El vecino me va a querer arreglar con un choripan y un vino. Y lo peor es que lo va a conseguir. Al menos no me denuncia por estar aquí metido. Así después de tan generosa actitud no me atrevo a pedirle la plata. ¡Que ganas de irme de este lugar de mierda! ¡Y qué ganas de joderme la vida! Pero cuando caigan van a hacer mucho ruido; que monstruos inmundos. Aunque no sé, en verdad cuál es la motivación que ocultan. Deben estar peleándose entre ellos... ¿Cómo pueden ser tan idiotas?...

Ay, qué mujer hermosa, Paloma... ¿Cómo logra ser tan cruelmente seductora? De repente estoy echo una porquería. Nunca conocí una mujer tan bella y no me querés dejar escapar pero es inevitable. ¡Que bárbaras las palabras del varón! Ya me tenés a tu merced y es evidente. ¡Lo nuestro es imposible! No puedo sacarme una sonrisa idiota de la cara. Que mala suerte... ¿Pero esta mueca sonriente? ¿Es posible que no pueda dejar de pensar en ella, y con una sonrisa? La verdad es que me gusta por su inteligencia y su malicia inocente, su deliciosa malicia; de hecho nunca había conocido una mujer tan atractiva. Porque es cruel, ambiciosa y avara. ¡Que maravilla...! Y yo que te tenía como en la palma de la mano. Me detengo aquí un poco... No te puedo olvidar...



Y dale con la cumbia... Y no me tiraron ni un hueso. Se termina el tabaco y ya no tengo papel de cigarrillos. Insoportable... Me duelen las orejas por los auriculares. La habitación esta casi a oscuras. Abro la ventana... Es extraordinario, cumbanchero, y angustioso... Definitivamente pienso en ella, en Paloma... Y a nadie le importa un carajo. Ni a mí... Amenazas, Paloma, amenazas, Paloma. Ni siquiera recuerdo si ya la conocía cuando comenzaron las amenazas. A nadie le importe, ni a Paloma ni a mí... Ella es una amenaza de por sí; de tan encantadora amenazó con la sola posibilidad de amar. Hasta pronto logró una campaña donde sus ojos parecen observarme desde los afiches que están por toda la ciudad. Una mirada directa hacia mí…Y modeló con un galán de moda en cosmética para Avon. Lamentablemente no se dio cuenta nunca que me gustaba mucho... El resto me era inconcebible. ¿Y fue azar o fatalidad que su madre me detuviera en la puerta de su negocio para preguntarme si era artista? ¿Y si podía ayudar a su hija? Y yo sólo me concentré en eso… Teoría del color, alimentación y literatura de acuerdo a su psicología, perfil y la crueldad del medio. Crueldad es exponerse le decía etc. Hasta rubor natural y su manera de mirar. Debía estar preparada. Tanto es así que la última vez que hablamos continuó maravillosamente en su intento de seducirme. Y eso es muy raro en ella... Por lo general a los hombres simplemente los desechaba con una sonrisa. Ahora sé que se enteró por la madre. No comprendo aún porqué pensó que yo no me vería igualmente atraído como todos los demás, pero eso la hace aún más hermosa, para mí.




(Día 2)



Llueve a cántaros y entró mucha agua. Pasé la noche bailando recostado en la cama escuchando la radio FM. No pude dejar de pensar en ella...

No encontré las llaves, ya falta poco para que reciba algún dinero y pueda marcharme. La situación es aún muy embrollada y harto compleja, no debo pensar en todo esto... Escucho en paz a Mozart. Aún con el temor de una electrocución involuntaria. Debo declarar de modo contundente sobre la participación de esos fascistas. ¡Cochinos...!



(Día 3)



Temo por mi salud, incluso que Paloma se halle involucrada de algún modo involuntario en las amenazas o peligre dado su carácter. Este asunto es una bolsa de gatos. Aún está todo mojado y he visto algunas babosas, además de las habituales y las cucarachas recorriendo la habitación repleta de hongos multicolores. Mañana debo ir a ver al Psiquiatra, ya casi no tengo remedios y sin pastillas estoy muerto… Pastillas, alcohol y pastillas. Y todo se mezcla. Pero mí decisión es contundente, no claudicaré, más hallá del poder de tan funestos enemigos... Espero estar equivocado y que la participación de estos asesinos sea sólo una trampa. ¿Pero cómo era posible que llamaran a nuevos amigos que nadie conocía y a sus familias y les dijeran que era un guerrillero que quería “adoctrinarlos” y que nos iban a matar? Que debían alejarse de mí…Yo ya había recibido dos cartas, una diciendo que me deje de joder o iban a hacerme “desaparecer” y otra que se la adjudicaba la novia de una alumna del taller que no conocía, obvio ya mayor y con la foto de Dalí, que decía además, “éste sos vos” Cosa que nunca entendí y lo más extraño es que la letra manuscrita intentaba semejarse a la mía. No logro entender esas maniobras o por retorcidas o por idiotas. Ay… Paloma.



(Día 4)



Un día de duelo... De silencio, de odio y muerte. Falleció una niña que participaba de mis anteriores talleres; mi primer alumna por motivos de negligencia en una pileta de un club barrial. Dolor y Odio... Y lo más doloroso fue enterarme por un cartel en una panadería del barrio dónde se requerían testigos para el esclarecimiento de su muerte. El suceso había ocurrido hacía casi un año .Y recordé el último día de taller. Nos contó cuando le preguntamos qué haría en las vacaciones. Dijo que iría a la pileta del club y que habría una competencia pero que no sabía nadar. Mi esposa le dijo: es fácil, vas a poder si querés no sólo vas a poder si no que vas a ganar. ¡Tenés que ganar! Lo recordaba y cada vez más la odié…Es cierto que Flor era algo tímida como que mi esposa demasiado competitiva. Así que cuando entramos un momento para ver sus cuadros hablé con ella la última vez y le pregunté: ¿Tenés miedo? Sí. Respondió… No te preocupes no es importante ganar….A ver… ¿Sabes nadar como el perrito? Eso sí, dijo. Entonces no hay nada que temer que nada malo pasará. Ya sabés que hacer. Luego de ver el cartel en la calle dónde había una Pág. Web fui a un cyber y vi sus fotos, sus poemas y sus cuadros del taller. Y el odio se hizo llanto e impotencia. Y para ella el maravilloso recuerdo de una bellísima Flor que guardaré en mi corazón para siempre... No hay elaboración posible para la muerte de un niño. Cuándo le conté a mi psiquiatra hizo un gesto consternado y dijo: La Flor y la Paloma… ¡Simbólico!




(Día 5)



Vino Juan a visitarme con la buena noticia de que ya hace tiempo no los amenazan, y entusiasmado en editar una nueva publicación en la que desea que participe. Yo ya no podía continuar con la publicación “La Barraca” Dedicada a Federico García Lorca y para recuperar este espacio colectivamente. Luego de tantas amenazas. Imprimía con una fotocopiadora que me habían regalado. De esa manera quedé expuesto a cualquier elucubración. Los Poemas de Juan son cada vez mejores. El dinero que debo cobrar se demora, se avecinan días difíciles. Pero a pesar de todo no pierdo las esperanzas. Extraño mi guitarra, la canjee por alimentos. Necesito cantar al punto que se me ha echo un nudo en la garganta. Debo salir de aquí cuanto antes. Comenzó a llover nuevamente... Anuncian tormentas eléctricas. Hoy es el día de la Madre.




(Día 6)






Ahora sí, otra vez... Se frustró la posibilidad de mudarme a un lugar apto para que ya tenía previsto... Se echaron para atrás, igualmente recibí otra propuesta de alquiler comunitario, y finalmente no acepté. La casa está en pésimo estado y viviríamos hacinados allí y no era para nadie agradable. Escribo sin mirar atrás. Debo cerrar puertas tras de mí, ya son muchos los intentos, todos de proyectos frustrados. No debo estar atado a nada. Escribí además algunas canciones en ritmo de Candombe y algunos poemas. Por casualidad me involucré con un grupo de jóvenes que tocan los tambores. Canté improvisando y bailé hasta el éxtasis y creo que seré bien recibido. Lo curioso fue que mientras bebía en un bar lejano y a pesar de que se mezclen las ideas, dos chicas muy bellas se me acercaron y me preguntaron cómo un reproche… ¿Ya no te acordás que tenés novia? Quedé perplejo pero luego en lo único que pensé fue en Paloma y recordé un momento con ella cuándo jugando en momentos ociosos; le pregunté bromeando… ¿No querés ser mi novia? Ya tengo novio me respondió. Y dije lo idiotamente típico, “no soy celoso” y agregué. Podrías tener dos. Y ella respondió que sí; podés ser mi novio. Miró a su madre de manera cómplice y que observaba a unos metros cuando dijo sorprendida. ¿Ya está? Eso fue lo que recordé, me pareció una conversación banal, un juego inocente, aún me cuesta creerlo. Su belleza era la suma de la perfección así como su carácter, indómita y brillante. Era para mí algo inaccesible, no existía hombre que podría resistirse a sus encantos, era algo permanente. Y que ella manejaba con una simpática crueldad. ¿Por qué yo?



(Día 7)



Ya no la pienso... Estoy pésimo, mi estomago, la resaca. Todo sucio, mojado. El pago se demora más que nunca y no sé sabe cuándo…. No tengo comida. Me vieron ebrio en el teatro, los vecinos y tengo miedo. Había determinado con suma convicción dejar el alcohol y, sin embargo, al derrumbarse mis proyectos una vez más; logré postergarlo tan sólo un día. Será lo primordial en cuanto me marche de aquí... He llegado al extremo, espero tener la oportunidad de recomenzar. Olvidar... Ya se acerca la fecha y se cumple un año del quiebre de mi matrimonio. ¿Necesito una compañera? Esta soledad mía que tanto admiro y deseo, en esta situación me destruye. Tengo miedo que todo empeore y ya no resistir. Son las siete de la mañana, y lo probable es que hoy tampoco cobre un céntimo. Quería irme al Delta... Pero el trabajo se complica si no resido en capital. Pero no importa, lejos... Es que de otro modo me convertiré en un satélite de Paloma, y de todos aquellos que conocí sin llegar a nada, decayendo.

Deseo al menos una habitación sencilla, aunque me convendría un local para poder trabajar con mayor proyección y quizá practicar algún deporte para recuperar la salud. Pero nada es seguro, no sé dónde iré. Escucho nuevamente el Réquiem, es fascinante. “Severa bondad”, como definió Niestche la música de Mozart. Ayer asistí a un ensayo de una obra de teatro, sobre Oscar Wilde y me gustó. La directora me hizo sentar a su lado, es muy amable y talentosa. Y prácticamente me ocupé de todo ya que nadie sabía nada de él.... Pero yo estaba ebrio y ahora siento vergüenza, si bien, mi comportamiento fue aceptable dada la aprobación. ¡Que ganas de irme lejos, para siempre! Difícilmente soportaré mucho más si esto no cambia. Escribir me anima un poco. Pero la escritura es traicionera, siempre se torna en contra del autor. Le enseña lo que no quería saber, por senderos de aparente futilidad hasta la emboscada. Nos engaña, es una trampa infalible, certera. Aunque se tomen todos los recaudos posibles. Recuerdo un comentario de Bioy relacionado a un proyecto que elaboró con Borges pero que no llegaron a concretar. Que trata exactamente lo que acabo de describir... Un texto que se vuelve finalmente en contra del autor. ¡Qué extraordinario! Será por este motivo que estos magníficos escritores no concretaron su idea aún considerándola, muy buena. Escribo lentamente, mateo y es como si bebiera aceite hirviendo. Prendo un cigarrillo y me arden los ojos. Ardo, y recuerdo que las chicas del grupo de Candombe se mostraron complacientes y divertidas; me da cierto aliento. Probablemente sea más sencillo que salga de esta penosa situación con el apoyo de una mujer. Quizá no…Por supuesto que en cuanto logre alguna fachada mínima. De lo contrario no será posible. Recuerdo que varias de las chicas son muy bellas, apenas las observé en la penumbra. Ojalá no lo arruine todo con mis borracheras y desparpajo. En este momento concibo la idea que este texto se va encaminando hacia atrás. Calma... Calma... Sin prisa... Una pitada, nuevamente el ardor, en los ojos, el estómago. No pensar en nada. Pensar en algo, olvidar... Arremeter secretamente en la música de Mozart. Recuerdo a una mujer, llevaba una bincha colorida. Una bella mujer con gracia y sencillez. Me acerqué para pedirle un cigarrillo y me lo dio. Me excusé para acercarme y mirar su rostro detalladamente recalcando con absoluta falsedad que lo hacía sin animosidad porque sencillamente no veía nada. “Todo bien”; me respondió amablemente y arqueando los hombros. ¡Mujeres!... No mostrarme ebrio en público; en lo posible limpio y afeitado. ¡Cómo desearía no necesitarlas, ni a nadie! Que pena esta esperanza... Algo que me aleja de Paloma, como Paloma me alejó del recuerdo de mi esposa y así... Y quizá otra vez el amor. Avaro, destructivo. Como una novela de atrás para adelante en contra de mí mismo. Una novela en la que no pasa nada más que una novela. Impiadosa y silente condena hacia la fatalidad. Vacía sí, inerte... Para poder observar claramente el fenómeno. Yo.... Vuelto hacia mí mismo. Escribiendo hacia adelante el pasado. Y llegará el momento en que me veré atrapado, estupefacto. La revelación repentina de la fatalidad. Brutal... Más pobre; enriquecido, limpio, sucio, con o sin mujer, ni mejor ni peor, nada importa. Ni siquiera el tiempo en esto que ahora escribo; enumerando los días no podrá hallarse una cronología, una temática, ni estilo, ni historia. ¡Fatalidad!. Fatalidad sin nombre y sin motivo. Fatalidad huyendo de la fatalidad esperando el momento incierto. ¿Moriré? ¿Tendrá un final HORAS MUERTAS? Será mi propio Réquiem tan oportunamente inconcluso. Aquí no paso nada.





M A Z U R

 

 

Los más populares

Los más recientes



 

Recuerda que cada final de año premiaremos los escritos a los que los lectores hayan otorgado más votos. Estos premios serán acumulativos a los ya conseguidos participando en nuestros certámenes de convocatoria regular.

 

 

En este sitio se recompensa el esfuerzo y la creatividad de tantos escritores anónimos, a los cuales, tal vez en un futuro, podamos leer con entusiasmo en cualquier biblioteca recordando sus orígenes, siempre difíciles, aunque no por ello menos satisfactorios.

 

Título: Bajo la Lluvia12-06-2011
El mundo en palabras, la vida en una historia.


Título: LA NAVE DE LOS LOCOS05-03-2011
(Versión libre sobre el Mito)



 

 

Licencia de Creative Commons
Los textos existentes en este sitio se encuentran publicados bajo una licencia de derechos de autor Creative Commons.